El Demente se encontraba como todos, cumpliendo con la cuarentena obligatoria por el coronavirus, y decidió abrir un postrecito que venía con sorpresa. Él pensó que se podía ganar otro producto igual, o canjearlo por dinero en efectivo. Pero no, un cartel que decía «ganaste un viaje en avión» lo desconcertó.

El premio era poder manejar un avión a lo Vicky Xipolitakis, y estaba permitido hacerlo cuando él quisiera al destino que se le ocurra. El Demente decidió conocer la Isla Madagascar, pero no lo hizo solo. Tenía la posibilidad de elegir a alguien con quién vivir la aventura, y el influencer eligió al perro que devolvió Susana Giménez días atrás. ¡Felices vacaciones!

https://www.instagram.com/p/B_fp5JYgcYy/